Catando Villány, vinos y bodegas en el sur de Hungría

Soy un amante del vino. En realidad, una vez, escribí una novela sobre vinos y, sinceramente, nunca antes había probado un vino de Villány. Eso puede sonar contradictorio, pero no lo es. Como español, nunca había probado un vino de Villány antes de comprometerme personalmente con Hungría. De hecho, a excepción de Budapest, Hungría (Magyarország para los húngaros) es lamentablemente un territorio muy desconocido para los españoles, a pesar de ser miembro de la Unión Europea.

Provinciade Baranya, sur de Hungría, en nuestro camino a Villány

Sin embargo, está de moda hoy en día pasar un fin de semana en Budapest y, por tanto, hay varios vuelos de bajo coste que conectan las ciudades más importantes de España con Budapest e incluso con Debrecen. Pero aparte de la capital húngara, el resto del país es una página en blanco en nuestro conocimiento colectivo. Mejor así, para poder disfrutar aún más descubriendo, desde lo desconocido y de donde sea que vengamos, las regiones de este país sorprendente, accesible, tranquilo, todavía barato (por qué no decirlo), amigable en muchos sentidos y en cada estación del año.

Calles peatonales en el casco histórico de Pécs

Llegamos a Villány desde Keszthely, en el extremo occidental del lago Balaton. Fueron casi tres horas conduciendo y antes de llegar valió la pena hacer una parada en Pécs, una ciudad acogedora con algunas bonitas calles con todos los servicios y muchos bares y restaurantes para tantear las especialidades locales. El ambiente allí es agradable, entramos en una librería, me encantan las librerías en Hungría, para comprar un par de cómics para practicar mi todavía pobre húngaro. Afuera comenzó a llover y el tiempo pareció detenerse a lo largo de los estantes llenos de libros. Pécs no es un lugar turístico, así que cuando salimos a cazar algún lugar para sentarnos y comer algo, descubrimos que ya no estábamos en el horario del almuerzo, así que llegamos a Villány con hambre y con abundante voluntad de degustación. Combinación de lo más peligrosa allí.

Széchenyi tér en Pécs

Villány es la región vinícola más meridional del país, famosa por sus tintos y rosados. De acuerdo con su ubicación geográfica tiene veranos calurosos con largos días soleados, seguidos de un invierno templado, agradable. El clima allí es submediterráneo, apto para la producción de vinos especiados aromáticos, con cuerpo, de alta calidad.

Villány
Maul Zsolt bodega y restaurante

Según investigaciones arqueológicas, las tradiciones vitivinícolas de la región se remontan a la época romana de Panonia. Probablemente, la gente del lugar descubrieron el potencial turístico más recientemente, pero han logrado explotarlo de una manera divertida y amigable, apenas vista y disponible en las regiones vinícolas más turísticas de España.

Se podría esperar encontrar allí todo tipo de bodegas, catas de vino, museos del vino y buenos restaurantes, pero además han creado su propio concepto de pueblo para cata de vinos. Villány es un verdadero pueblo donde los lugareños tienen sus casas y sus trabajos, pero paseando por las calles principales, como visitante bienvenido pero inexperto, tendréis la sensación de que cada casa es una bodega, y dentro de cada bodega hay un bar, y detrás de la barra, una cocina que ofrece buena comida local sencilla a las mesas en hermosos patios internos, donde turistas de toda Hungría y países vecinos se unen para comer, reír y catar.

Langalló, similar al famoso lángos húngaro

Las bonitas casas de estilo antiguo, unidas entre sí, formando calles de aspecto tradicional, son las paradas de un camino que el visitante estará encantado de recorrer, esperando ansiosamente detenerse y entrar por cada puerta abierta para descubrir qué hay dentro. Algunas bodegas, como Bock o Gere, tienen su propio alojamiento. Y algunas bodegas han abierto sus propios restaurantes allí. Pasamos la noche en Gere Diófa Panzió y realmente vale la pena tener la oportunidad de dormir en un lugar como este, en un alojamiento pensado por y para el vino, especialmente después de una larga velada de degustación.

Bodegas en Villány

Portugieser es la principal variedad de uva en Villány, junto con las tres variedades tradicionales de Burdeos: Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc y Merlot, pero también están presentes las Zweigelt, Kadarka y Pinot Noir. De acuerdo con eso, los visitantes pueden probar y comprar muchos tipos de vino diferentes, para todos los presupuestos y preferencias. Villány como centro turístico también ofrece lugares cercanos adecuados para familias, parejas, grupos de amigos, mochileros y viajeros solitarios como la ya mencionada ciudad de Pécs, los baños termales en Harkány, el castillo medieval en Siklós y la iglesia de Máriagyűd, un popular lugar de peregrinación accesible en tres horas en coche desde Budapest, tomando la autopista M6 con un coche de alquiler o un autobús que sale de la terminal de autobuses de Népliget y llega a Villány en cuatro horas desde la capital.

Egészségedre!

Advertisements
Villány, 7773 Hungary

Leave a Reply